Cambiar de sector, decisión estratégica

Antes de buscar mejores oportunidades de trabajo es conveniente preparase académica, laboral y personalmente.

Debido a las dinámicas de globalización, los tratados de libre comercio y otras tendencias económicas que impactan a Colombia trabajar durante toda la vida en la misma compañía o permanecer en un solo sector es prácticamente imposible.

Hoy en día, la adaptación a los cambios y la flexibilidad son competencias tan valiosas como el liderazgo o el trabajo en equipo.

Bajo este panorama es posible encontrar perfiles multidisciplinarios, sin restricciones y con una visión integral. Sin embargo, Doriana Faccini, gerente de la firma especializada en consultoría y desarrollo organizacional Human Dimensions, explicó que es necesario prepararse adecuadamente para asumir el reto de enfrentarse a nuevas opciones laborales.

“Se debe revisar el aporte específico que el aspirante puede ofrecer, los conocimientos y las habilidades con que cuenta, porque esto facilitará realizar el cambio deseado al sector escogido”, comentó.

Entre muchos factores, el tipo de oferta que realice una empresa y la posibilidad de aumentar el nivel profesional, son razones para aceptar un trabajo en un campo o área en la que no se tiene experiencia, pero sí interés y expectativas laborales.

No obstante, según los especialistas, lo importante es tener claro el objetivo del cambio para así actualizarse y responder a las exigencias del nuevo campo.

Aunque no existe una época o etapa profesional específica para tomar decisiones de esta clase, sí es recomendable permanecer durante un tiempo prudencial (de uno a tres años) en un sector para poder conocerlo y contar con argumentos de peso que permitan dar el siguiente paso.

Si la persona elige reubicarse laboralmente necesita dirigir la búsqueda al empleo deseado en términos de remuneración, posición y área. Los expertos también recomiendan evaluar las oportunidades de desarrollo, proyección y retención.

“Una vez que el profesional toma la decisión de cambiar de sector es conveniente conseguir información acerca de las exigencias y requerimientos puntuales de la industria a la que aspira a ingresar. Esto puede lograrse a través de una red de contactos efectivos o de investigación directa”, aseguró Doriana Faccini.

 

Todo un proceso

El paso a seguir es la realización de la hoja de vida, porque es importante destacar las competencias, logros y experiencia laborales, además de la formación profesional.

“La persona debe ser consciente de los efectos que produce un cambio profesional de sector.  Si el cargo implica bajar de nivel no es recomendable tomar el nuevo empleo”, comentó Ana María Hernández, consultora Senior en e-hunters, empresa especializada en selección.

De acuerdo con los expertos, los encargados de seleccionar personal se enfocan en encontrar y dar la oportunidad a los candidatos que tengan conocimientos teóricos y experiencia práctica. No obstante, en ocasiones, cambiar de industria aumenta la perspectiva de las organizaciones, porque permite al nuevo empleado aportar, cambiar ciertos procedimientos e incluso algunos paradigmas de la empresa.

“En cuanto a la entrevista laboral es importante generar credibilidad y confianza, aparte de detallar los motivos del cambio. El aspirante tiene que mostrar coherencia entre lo que dice y lo que quiere hacer”, afirmó Luis Salazar, gerente de la firma Consultores & Asociados.

El encuentro de selección será la oportunidad para aclarar en detalle los aportes que podrían hacerse en la organización con base en la experiencia acumulada en otros cargos o sectores. De esta forma, Luis Salazar comentó que existe la tendencia de querer mantenerse dentro del mismo sector de desarrollo profesional para evitar el fracaso.

“Sin embargo cuando una persona quiere dar un giro a su carrera, basado en el desarrollo de competencias funcionales y organizacionales, es recomendable cambiar de trabajo, permitiendo tener un nuevo panorama profesional y una mejor evolución de su aprendizaje, asociados a los retos que puede demandar realizar nuevas funciones”.

Para Alberto García, sicólogo organizacional y docente universitario en recursos humanos, en la actualidad las instituciones de educación superior afrontan la responsabilidad de preparar a sus estudiantes en diversas competencias y estándares de calidad para que puedan enfrentarse a cualquier sector y estén preparados para asumir esos cambios.

Los expertos consultados por elempleo.com coincidieron que perder la estabilidad laboral o incluso quedarse desempleado son algunos riesgos de abandonar un sector sin realizar un análisis detallado.

 

Sectores preferidos

Para conocer en qué tipo de empresa prefiere trabajar la gente, elempleo.com realizó una encuesta a través de Internet en la cual se recibieron 2.948 votos.

La mitad de los participantes opinó que le gustaría estar vinculado al sector privado, el 33 por ciento eligió las empresas del estado, el 14 por ciento señaló que las oportunidades están en las organizaciones independientes y solo el dos por ciento escogió las empresas familiares.

En cuanto al tipo de sector los resultados obtenidos recientemente en otra consulta revelaron que de 3.655, poco más de la quinta parte cree que el mejor campo para emplearse es el financiero, mientras que el 21 por ciento prefiere el industrial.

En forma descendente las demás áreas escogidas fueron servicios (19 por ciento), tecnología (18 por ciento), consumo masivo (11 por ciento) y otras áreas (6,7 por ciento).

Bajo este panorama, Camilo Pérez, consultor de Human Perspectives International (HPI), compañía de desarrollo organizacional, expresó que el hecho de cambiar de un sector a otro, en el ámbito profesional significa un elemento de desarrollo importante en términos de crecimiento, porque está directamente ligado con la posibilidad de adquirir conocimientos de una nueva industria.

 

Artículo publicado en Elempleo.com

Agosto 14, 2006

Copyright 2010 HDI Colombia
Bogotá D.C. Colombia, Celular: (57) 310-219 9203, info@hdicolombia.com

Powered by: Agencia WO S.A